Vie. Mar 1, 2024

Ciudad de México.- En México, más de 18 millones de mujeres han sufrido violencia en pareja, de acuerdo con cifras de la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares (Endireh-2021) del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi); además, el ejercicio estadístico muestra que la violencia psicológica es la más experimentada entre las mexicanas de 15 años o más.

La reciente publicación de la Endireh pone en evidencia que la violencia en pareja contra las mujeres es persistente, ya sea en su actual relación o la última. Entre octubre de 2020 y octubre de 2021, esta situación afectó a 18 millones 872 mil 700 mujeres.

“47.3 millones de jóvenes de 15 años y más tienen o han tenido una relación de pareja. De estas, 39.9 por ciento ha experimentado algún tipo de violencia” Endireh, Inegi 2021.

¿Qué tipos de violencia se ejercen en las relaciones afectivas? 

La Endireh considera como parte de la violencia en el ámbito de la pareja a los actos abusivos de poder u omisiones intencionales que pretendan dominar, someter, controlar o agredir de manera física, verbal, psicológica, patrimonial, económica o sexual a las mujeres. Esta violencia se suele perpetrar por personas con quienes las mujeres han tenido una relación de matrimonio, concubinato o incluso una relación de hecho.

En ese sentido, los tipos de violencia predominantes registrados a través de la encuesta son:

Violencia psicológica (35.4 por ciento)

Violencia económica o patrimonial (19.1 por ciento)

Violencia física (16.8 por ciento) 

Violencia sexual (6.9 por ciento)

En cuanto a los estados donde se observa una mayor prevalencia de violencia en pareja se encuentra Guerrero, con el 25.9 por ciento; Querétaro, 25.1 por ciento, y Aguascalientes, con 24.8 por ciento. Mientras que las entidades con los menores porcentajes de este tipo de agresiones son:  Chiapas, con el 12.6 por ciento; Baja California, 13.3 por ciento, y Tamaulipas, 16.7 por ciento.

Además, contrario a lo mostrado por la Endireh en su edición del 2016, en esta ocasión se incluyen cuáles son los daños físicos más comunes que una mujer vive tras enfrentar alguna situación de violencia física o sexual por parte de su pareja a lo largo de la relación. En este ámbito se enlistan: 

Moretones o hinchazón (30.3 por ciento)

Hemorragias o sangrado (4.9 por ciento)

Cortadas, quemaduras o pérdida de dientes (4.4 por ciento)

Hospitalizaciones u operación (3.5 por ciento) 

Fracturas (3 por ciento)

Cabe recordar que, de acuerdo con el Violentómetro –herramienta para detectar conductas violentas en los vínculos, desarrollada por la Unidad Politécnica de Gestión con Perspectiva de Género del Instituto Politécnico Nacional (IPN)– este tipo de agresiones registradas en las relaciones afectivas no son aisladas, ya que se derivan de un sistema machista que brinda permisividad, protección y tolera que estos actos escalen incluso hasta llegar su grado máximo: el feminicidio. 

Lee el texto original en CIMAC Noticias

TE RECOMENDAMOS LEER:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *